Estaban todos los cerditos en una granja, y de pronto un cerdito recién nacido le pregunta a la madre: -Mamá, ¿Porqué tengo debajo de mi cola un agujero? y la madre le contesta: -¡Porque si lo tuvieras en la espalda, serías una hucha!