Un avaro entra en una pastelería y dice: -Ponga dos velitas en el pastel, que mi niña cumple tres años. -Querrá usted decir tres velas. -No, dos son suficientes, la niña todavía no sabe contar.


Libro de chistes en Amazon