Mamá mosca y su hijo están almorzando sobre un gran montón de estiércol. De repente, al pequeño se le escapa una ventosidad y su madre, escandalizada, lo regaña: -¡Niño, estas cosas no se hacen en la mesa!