Pepito todo preocupado le dice a su mamá: -¡Mama, mama, la cague! -No te preocupes Pepito, estate tranquilo que todo en esta vida tiene solución! -No, no es eso... Es que intenté despertar a mi hermana con un pedo, y la cagué!